‘Dark’ tiene digna sucesora y es una serie danesa de Netflix

noticias79mx

‘Dark’ tiene digna sucesora y es una serie danesa de Netflix

Es cierto que las comparaciones son odiosas, pero en este caso me viene como anillo al dedo para recomendar una de las series que está atrapando a los usuarios de Netflix. Quizás hayas visto el título escalando posiciones entre lo más visto de la plataforma en los últimos días (al momento de escribir este artículo ocupa la tercera posición) pero con la gran cantidad de propuestas nuevas probablemente todavía no pudiste darle la atención que merece o no te haya convencido el tráiler. Pues les hablo de Equinox, una serie danesa que llegó al servicio el pasado 30 de diciembre para coronarse como digna sucesora de uno de los mayores éxitos de crítica del streamingDark.

Veamos, si a la exitosa serie alemana la definieron como “la Stranger things para adultos” al momento de su estreno en 2017, ahora toca decir que Equinox sería la hermana pequeña de la maravillosa serie de Baran bo Odar y Jantje Frise. Dark llegó a su fin en 2020 con el aplauso de sus fans después de tres temporadas que nos tuvieron haciendo esquemas, croquis y árboles genealógicos para poder seguirle el hilo entre tantos saltos temporales y universos paralelos. Pues ahora pasamos del pueblo ficticio de Winden a aldeas danesas para adentrarnos en otra historia de desapariciones y misticismo en ciclos.

La unión de la ciencia ficción y el thriller a veces puede darnos como resultado historias tan inquietantes como atrapantes. Sin dudas, Dark fue la exponente más apasionante de seguir en muchísimo tiempo, y aunque Equinox se antoja menos retorcida y complicada, juega en las mismas ligas de género.

De momento Equinox cuenta con una temporada de seis episodios y está basada en un podcast homónimo sobre la misteriosa desaparición de una veintena de estudiantes recién graduados. En la historia, los jóvenes están celebrando el fin de curso viajando en un autobús cuando, de repente, desaparecen sin dejar rastro, a excepción de tres de ellos que no entienden lo sucedido.

Una de las chicas desaparecidas es la hermana de la protagonista, una joven llamada Astrid que sufre de premoniciones y que desde pequeña carga con la responsabilidad de encontrar a su hermana.

Han pasado 20 años desde el terrible incidente cuando Astrid recibe la llamada de uno de esos tres supervivientes, despertando en ella la paranoia y necesidad de búsqueda, topándose con una realidad inesperada en donde convive el culto, universos paralelos y mucho más.

Si bien la historia funciona en sí misma sin necesidad de comparaciones, Equinox puede atraer a los amantes de Dark al compartir varias similitudes. Por ejemplo, toda su trama está plagada de temas similares, como la desaparición de personajes, universos paralelos, ocultismo y los famosos ciclos que tantos quebraderos de cabeza nos dieron con Dark, mientras que algunas escenas nos provocan cierto déjà vu al trasladarnos a los fríos bosques nórdicos, cielos grises y personajes que apenas llevan maquillaje transmitiendo esa naturalidad innata en las series de thriller europeo.

Pero sobre todo, la mayor atracción que guarda para aquellos que seguimos Dark (y nos encantó) es que convive en ese mismo universo de las historias con secretos extraños, en donde lo oculto y el misterio son su baza más fuerte, con personajes que cargan una tensión constante que se transmite con actuaciones extremadamente expresivas en lugar de recurrir a efectos o adornos estrafalarios.

Debo destacar que la comparación con Dark es más bien técnica. En definitiva son dos series diferentes y Equinox recién comienza. Si bien Netflix la promociona como “la primera temporada” en lugar de anunciarla como miniserie o serie limitada, la temporada completa funciona sin necesidad de continuación o secuelas. Si la hacen, bienvenida sea, pero esos seis episodios funcionan como una serie de una sola entrega. Dark fue una serie con una producción argumentativa mucho más extensa, complicada y difícil de hilar, y el hecho de que sus creadores lo hayan conseguido, es casi un milagro. Equinox sería una hermana pequeña o una prima lejana. Convive en el mismo universo de géneros pero no está en la misma altura de calidad en cuanto a labor narrativa. Si bien no es una serie fácil y también tiene sus rincones retorcidos, sus hilos son más fáciles de unir y más amena a la hora de seguirle el ritmo.

Habiéndola visto completa, Equinox podría definirse como una digna sucesora de Dark pero sin esperar que esté a la misma altura. Dark fue mucho Dark, y para disfrutar mejor de Equinox les sugiero verla sabiendo que se trata del mismo estilo, con algunos puntos similares pero, en definitiva, es diferente y no parece pretender conseguir el mismo efecto.

fuente: yahoo